'En el fondo del mar' se alza con el primer premio del concurso de carrozas de la romería de Piedraescrita

Así lucía en la plaza 'En el fondo del mar', carroza que se llevó los 50 puntos. /FRAN H.
Así lucía en la plaza 'En el fondo del mar', carroza que se llevó los 50 puntos. / FRAN H.

Además de las seis carrozas participantes, hubo unos 250 caballos desfilando por la plaza, junto con carros y carretas

Fran Horrillo
FRAN HORRILLO

La carroza titulada 'En el fondo del mar', con un llamativo pulpo y una foca que iba moviendo una pelota en su hocico, se ha alzado con el primer premio del llamativo desfile de carrozas de la romería en honor a Nuestra Señora de Piedraescrita que se celebra hoy en Campanario.

'En el fondo del mar' obtuvo los 50 puntos del jurado, que estuvo instalado en el bacón del Ayuntamiento para dictar su veredicto. El segundo puesto, con 49 puntos, fue para la carroza 'Los flamencos del trópico'. El tercero, con 48 puntos, se lo ha llevado 'Calaveras mexicanas'. El cuarto premio ha sido para 'Cars', con 47 puntos. El quinto premio se lo ha adjudicado la carroza titulada 'El poblado indio', con 43 puntos. Y el sexto se lo ha llevado 'Los Picapiedra', al sumar 42 puntos.

La carroza que se llevó el primer premio tuvo una dotación económica de 2.000 euros. El segundo 1.800 euros; el tercero 1.700 euros; el cuarto 1.650 euros; el quinto 1.600 y el sexto 1.550. En definitiva, todas tuvieron su premio, muy merecido por el trabajo espectacular y laborioso para poner en pie estas auténticas joyas artesanales.

Carrozas adornadas con flores de colores de papel de seda, que se pegan una a una y que dieron forma a las diversas temáticas elegidas por cada grupo. Una elaboración, por cierto, que se transmite de padres a hijos.

Y es que aunque esta celebración en Campanario mantiene su sentido religioso, ya que se realiza en honor a 'La Barranquera', la Patrona local y de La Serena, tiene en su desfile de carrozas, junto con el de los carros y caballerías, uno de sus atractivos.

Este año hubo un total de seis carrozas, que se inscribieron en el concurso. Mientras que hubo unos 250 caballos desfilando por la plaza, junto con carros y carretas.

La cita la abrió la cantaora pacense Esther Merino, que cantó el himno de Extremadura en versión flamenca, y antes de la segunda vuelta del desfile también cantó unos fandangos.

Y es que, tras un año de espera, Campanario vive hoy su día más especial del año, ese que está marcado a fuego en el calendario de los campanarienses. Y lo hace con una jornada espectacular en cuanto a lo climatológico se refiere. Una cita ineludible que llega todos los Lunes de Pascua, que es cuando Campanario celebra su popular y archiconocida romería en honor a su Patrona, la Virgen de Piedraescrita.

Una cita que despierta innumerables sensaciones encontradas entre los vecinos de Campanario. Cosquilleo en el estómago, nudo en la garganta, lágrimas de emoción mezclada con alegría… Pero, sobre todo, levanta un sentimiento de orgullo de ser campanariense. Sólo ellos pueden explicar lo que han sentido en la mañana de ese Lunes de Pascua, cuando han empezado a escuchar la música en la plaza y han enfilado el camino al parque de la Constitución para contemplar por primera vez las carrozas.

Todos, una vez terminado el desfile y puntuados en la plaza, han enfilando su camino a la ermita, donde se vive una jornada de campo y devoción en honor a 'La Barranquera', que salió en procesión alrededor de su santuario y recibe durante la jornada miles de visitas. Allí se han degustado las viandas típicas de este día, donde el cordero y el queso de La Serena han sido los platos estrella.

El estudioso local Juan Sánchez Huertas recoge en una publicación sobre la fiesta que no se sabe con certeza cuándo comenzó a celebrarse la romería. Las primeras noticias escritas que se tienen datan del 1595, por un escrito del visitador Rodríguez Villafuerte.

Como recoge Sánchez Huertas, la romería estuvo sin celebrarse desde 1850 hasta 1895 que se reanudó.

Precisamente, hasta 1895 se celebraba el Martes de Pascua, y luego se pasó al Lunes. Además, recuerda que en 1925, en la Hoja Parroquial, el párroco Antonio Manzano Garías se lamentaba que la romería, que era un orgullo para los campanarienses, hubiera decaído mucho en aras de la fiesta de La Caseta. Sin embargo, desde los años 40 la romería vuelve a recobrar su esplendor, siendo declarada en 1989 Fiesta de Interés Turístico Regional.

PINCHANDO EN ESTE ENLACEpuedes ver todas las carrozas participantes