Jugadores del CF Campanario. / CFC

El Campanario espera seguir afianzando su liderazgo la próxima semana

Las últimas jornadas han venido marcadas por la superioridad ante el Cabeza del Buey, Nueva Ciudad o Gimnástico. La jornada de esta semana será de descanso.

S. G. / FRANCISCO JAVIER JIMÉNEZ

No es de extrañar que la afición del Campanario viva uno de sus mejores momentos, fruto de los buenos resultados de su equipo. Si en las malas ha sabido ser incondicional, ahora que se asienta con ventaja en el primer puesto de la clasificación, no pueden estar más orgullosos de sus jugadores. Y es que acumular 19 puntos, victoria tras victoria es digno de orgullo, máxime cuando se sacan ya cinco puntos de ventaja sobre el siguiente clasificado, el Gimnástico Don Benito A.

Las últimas semanas, los rojillos han sabido salir airosos de los enfrentamientos con el Cabeza del Buey, el Nueva Ciudad, Gimnástico Don Benito, Santa Amalia y Monterrubio. También hay que mencionar el reparto de puntos frente al Calamonte, y la última hazaña fuera de casa, al golear 0-6 al Valdivia el pasado domingo.

Y es que en la última jornada, una vez más, el Campa se impuso en el marcador, para seguir con la buena racha y así distanciarse del segundo clasificado. Desde el inicio del partido disputado este domingo en Valdivia, se identificó cuál iba a ser la tónica del encuentro, con dominio total de los visitantes. Y pronto se materializó esa superioridad en el marcador, cuando Sani percutó en el área y perforó la meta rival.

Sin tiempo para rearmarse los locales, Abi Nieto, que no puede faltar a su cita con el gol, aumentó la distancia en el marcador. Desde este momento los visitantes bajaron una marcha al verse superiores, dándose un tramo de partido tranquilo, sin ocasiones, pero sin ceder la posesión y merodeando la portería rival. No obstante, ante un descuido de la zaga local, Barquero le sirvió un centro a Cabanillas, para que este con la cabeza, la empujara para hacer el 0-3.

El segundo tiempo, seguió la misma dinámica que el primero. Pero el marcador estaba presente en los jugadores rojillos, que se relajaron, disfrutando del encuentro. Llegaron los cambios y la ambición, y así se reactivó el partido, llegando el penalti, que pondría el 0-4, obra del que nunca falla, Juan Cabanillas, confirmando así su doblete. Con el encuentro más que cerrado, Javi Riaño, que salió desde el banquillo, remató la tarde con un doblete, otra vez en los dos primeros balones que toca, para dentro. Así, se sentenciaba la victoria contundente que afianza al Campanario como líder del grupo en este momento.

En racha

Aunque merecen especial mención anteriores encuentros, como el disputado con el Cabeza del Buey, con el que se afianzó como líder, ya que, hasta entones, iban empatados a puntos en lo más alto de la clasificación. El partido de esa semana prometía espectáculo, pero duró hasta el pitido inicial donde los dos equipos se respetaron mucho y apenas fluyó el juego para ninguno de los dos contrincantes. No obstante, fue el equipo visitante quien se adelantó en el marcador a falta de dos minutos para el descanso. Una primera parte descafeinada, pero otra vez, Fidel F. supo reconducir el partido tras el paso por vestuarios, realizando dos cambios que tornaron la cara del equipo, hasta saldarse con el 2-1 en la séptima jornada.

Similar hazaña corrieron los campanarienses en la jornada anterior con el Nueva Ciudad, donde se enfrentaban dos equipos aspirantes a disputar los puestos altos de la clasificación, y así fue, un duelo intenso que finalizó con el 0-3 en el marcador, siendo el principio de la escalada a la que estamos asistiendo cada semana.